Martes 21 de Octubre, 2014
 
 

Hepatitis, la enfermedad silenciosa



El 15 de noviembre de 1998 Juana Cusi de Bernal se vio al espejo y descubrióque tenía un ojo rojo. Fue con el oculista quien, después de revisarla, le diagnosticópresión alta y la mandócon su médico general. El médico de la familia le hizo su expediente y le tomónuevamente la presión. Cuando estaba a punto de dejar el consultorio, Juana se acordóde un embarazo extrauterino, que ella consideraba historia pasada, y por el cual le tuvieron que poner sangre.

El médico le mando a hacer análisis y cuando leyólos resultados, le informóque la sangre que le habían puesto cuando joven, seguramente estaba contaminada porque tenía hepatitis B y C.

“El problema es que la hepatitis como túla tienes –le dijo el médico-, estáen un nivel muy alto y no hay ninguna garantía de que el tratamiento resulte. Sin embargo, te prometo darte 5 o 6 años de buena calidad de vida”.

Juana estaba por cumplir 49 años y jamás había pensado que a esa edad tendría que replantear su existencia. Antes nunca tuvo un síntoma, si a caso se sentía cansada de más, pero no le daba mayor importancia.

“Cuando empezamos con el tratamiento, el primer impacto fue terrible. Envejecíde golpe 10 años y me sentímuy mal”, nos dice Juana Cusi diputada suplente por el X Distrito y coordinadora de Relaciones con el Sector Público de la Fundación Mexicana para la Salud Hepática (FunHepa).

Después de algunas semanas de depresión sintióque tenía que hacer algo por ella misma. Como siempre se había sentido atraída por la política (es miembro del PAN desde hace 40 años), se acercóa Vicente Fox, que en ese momento empezaba su campaña para la presidencia, y le pidióque la incorporara a su equipo.

Terminóla campaña de Fox, con el resultado que todos conocemos, pero su tratamiento no funcionó. El doctor le dio ánimos para volver a empezar. Tenía que subir de peso y recuperarse lo más posible.

Con ganas de seguir adelante, en 2003 empezóotra vez su lucha contra la hepatitis. En ese momento ya tenía cirrosis, aunque ignoraba a quégrado. “Me sentía muy mal. Tenía calentura de 38 grados, dolor de cabeza, de coyunturas. El dolor no era fuerte, pero siempre estaba ahí”.

No obstante todos los síntomas retomósu actividad política, que más que todo ha sido su terapia. Ahora, después de casi 14 años de que se le manifestóla hepatitis B y C, no toma ninguna medicina. “Es muy soberbio decir que me curéde la hepatitis, pero no tengo nada. Me siento muy bien. Claro, sigo ciertas recomendaciones del médico. Mi vida es totalmente normal y feliz”.

 

EL ABC DE LAS HEPATITIS

La hepatitis es una enfermedad en la que elhígadose inflama. Existen cinco tipos diferentes del virus de la hepatitis: A, B, C, D y E. Las causas más comunes por las que se desarrolla son:  infecciones por hongos, la ingesta de sustancias tóxicas, medicamentos y alcohol.

Cuando la hepatitis esaguda, o sea hepatitis A y E,la enfermedad se resuelve en menos de seis meses. Sin embargo, existen otros tipos de hepatitis en la que el hígado está inflamado persistentemente (más de seis meses); la mayoría de las veces no hay síntomas, y con el tiempo puede causar hígado pequeño con pérdida de sus funciones si no se detecta y trata oportunamente. Estas hepatitis son la B y la C. En cuanto a la hepatitis D es un virus defectuoso que sólo infecta a quienes padecen hepatitis B.

HEPATITIS A

Según la doctora Aurora Loaeza del Castillo, Médico Especialista de la Dirección de Medicina del Instituto Nacional de Nutrición, las hepatitis no son causadas únicamente por virus, sino por otros motivos como la autoinmunidad, es decir, que el mismo organismo reconoce al hígado como extraño y lo ataca. También las yerbas medicinales pueden causar hepatitis.

¿Cuáles son los síntomas de la hepatitis A?

“Antes de que se manifieste como tal, la persona se puede sentir cansada, presentar dolor abdominal, diarrea, nauseas, vómito y cuerpo cortado. Ya en la fase propia de la hepatitis la piel y los ojos se ponen amarillos, puede haber coloración obscura de la orina y un poco de molestia abdominal, sobre todo, hacia el lado derecho”.

La hepatitis A, es una enfermedad benigna en general, que se manifiesta únicamente de forma aguda, ésta y la hepatitis E, nunca se hacen crónicas porque el organismo identifica al virus y lo elimina aproximadamente en un mes. A algunas personas, sobre todo cuando se presenta en la edad adulta, les puede durar más o menos 6 meses, incluso el color amarrillo tarda más tiempo en desaparecer.

¿A quéedad se puede presentar un cuadro de hepatitis A?

“A cualquier edad, pero es más común que ocurra en los niños. Es una enfermedad que se trasmite por vía fecal y oral y también se puede dar por ingerir agua, alimentos contaminados o por el contacto con una persona infectada”.

¿Cómo se prevenir la hepatitis A?

“Existe una vacuna muy eficaz, desgraciadamente como no forma parte del cuadro de vacunación básica, los únicos que la aplican son médicos particulares”.

¿Cuáles son los cuidados que se deben de tener con un enfermo de hepatitis A?

“Evitar los medicamentos que no son necesarios, porque de hecho la hepatitis se cura sola únicamente descansando y con una dieta saludable”.

 

HEPATITIS “B”

La hepatitis B ocupa un lugar preponderante en la población, porque según cifras dadas a conocer por la Fundación para la Salud Hepática, el virus que la ocasiona estápresente en 1 de cada 12 personas.

¿Cómo se trasmite la Hepatitis B?La doctora Margarita Dehesa Violante, jefe del Departamento de Gastroenterología del Hospital de Especialidades del Centro Médico Siglo XXI, nos dice:

“La forma más común de transmisión es a través del contacto sexual, aunque las agujas infectadas representan también un vehículo de contagio”.

¿Cuáles son los síntomas?

“En ocasiones es asintomática, pero otras veces se presenta con cansancio y piel amarilla. La orina es de un color caféobscuro. De los infectados el 90% se cura y al otro 10% se le convierte en enfermedad crónica. El hígado se sigue inflamando hasta degenerar en cirrosis y posteriormente en cáncer”.

 Otro de los problemas es que el virus que produce la hepatitis B es oncogénico, ¿quéquiere decir esto?, que puede convertirse en cáncer sin necesidad de pasar por la cirrosis.

¿Quémedidas preventivas existen contra la hepatitis B?

“La vacuna, porque además de prevenir la hepatitis previene contra el cáncer de hígado. Todo el mundo nos deberíamos de vacunar contra esta hepatitis B. La vacuna se pone en un Centro de Salud, son tres dosis y no requiere un refuerzo”.

¿De todas las hepatitis cuál es la más peligrosa?

“La C porque casi siempre degenera en una enfermedad crónica lo que la hace más difícil de tratar. En la B hay muchas alternativas y se trata con medicamentos vía oral”.

¿La hepatitis se llega a curar del todo o el hígado siempre queda dañado?

“En la A, E y C se cura al 100%, en la B tengo mis dudas porque el virus se queda agazapado”.

 

HEPATITIS C

Conocida como “enfermedad silenciosa”, la hepatitis C, después de la A, es la más frecuente. Se calcula que en el mundo hay aproximadamente 300 millones de personas afectadas, en México hay aproximadamente 1’500,000.

“El virus de la hepatitis C se descubrió en 1989, antes se le conocía como hepatitis no A, no B. En nuestro país la principal forma de contagio es latransfusión de sangreo de productos derivados de la sangre (plasma, plaquetas, crioprecipitados, albúmina) recibidos antes de 1992, año en el que se empezaron a hacer pruebas a toda la sangre que se donaba, para rechazar la que estuviera contaminada con el virus”, dice la doctora Linda Elsa Muñoz, Jefa de la Unidad de Hígado en el Hospital Universitario de Nuevo León, maestra e investigadora nacional.

¿De quémanera se debe tratar la hepatitis C?

“En la actualidad contamos con medicamentos que acaban de ser aprobados por la FDA en Estados Unidos y que no tardarán mucho en entrar a nuestro país. Con estas medicinas ofreceremos una curación del 75 al 85%, en los que tienen genotipo 1 (la hepatitis C, tiene 5 diferentes genotipos y el 1 es el más peligroso). En los pacientes que tienen genotipo 2 o 3 los medicamentos que existen curan hasta en un 90%”.

La doctora Muñoz dice que es importante que las personas que recibieron una transfusión sanguínea antes de 1992, se hagan una prueba para ver si no tienen hepatitis.

¿Los síntomas se presentan igual que en la hepatitis A, B y E?

“Pueden ser los mismos, o pueden no tener ningún síntoma y ahíestáel problema porque la enfermedad cuando se descubre por un hallazgo, por ejemplo, cuando la persona va a donar sangre, o le van a hacer alguna cirugía, ya es crónica”.

¿Por quéno existe vacuna contra la hepatitis C?

“Porque es un virus mutante. La única forma de prevenirse es poniendo barreras. Es decir, si es un trabajador de la salud y va a tomar muestra de sangre de un enfermo con hepatitis C se debe de poner guantes; si se tiene una pareja sexual que no es estable, debe usarse condón; no someterse a los factores de riesgo como piercings y tatuajes y por supuesto no consumir drogas”.

 

EL HÍGADO

·      Es el órgano más voluminoso del cuerpo y pertenece al sistema gastrointestinal.

·      Está ubicado en el cuadrante superior derecho del abdomen, detrás de las costillas.

·      En el adulto pesa aproximadamente 500 gramos, o hasta 2% del peso corporal.

·      Es de forma piramidal y está formado por dos lóbulos, siendo el derecho el más grande.

·      Es de consistencia suave, de color rojo pardo.

 

 


RECUADRO 2
MEDIDAS SENCILLAS PARA CUIDAR TU HÍGADO:

  • Lava tus manos después de ir al baño.
  • Ten una dieta balanceada.
  • Haz ejercicio al aire libre.
  • No compartas artículos personales como cepillo de dientes, rastrillo o corta uñas.
  • Usa sólo los medicamentos, vitaminas y suplementos prescritos por tu médico.
  • No te excedas con bebidas alcohólicas.
  • Nunca mezcles medicamentos con alcohol.
  • Vacúnate contra las Hepatitis A y B.
  • Si tienes vida sexual activa protégete.
  • No uses drogas.
  • Si vas a hacerte un tatuaje o perforación, hazlo en condiciones de higiene.

 

FUENTE: FundHepa


  





Boletín Electrónico
* Email:
* Código:
 

ESE COMUNICACION
Contáctanos

Teléfono: +52 55 43 30 59
Email: info@saludcronica.com

Formulario de Contacto Web »